SEXO CON EL ENTRENADOR


Click to Download this video!

Hola, soy mexicano y me llamo Eric, aunque no me gustan tanto los hombres esa noche lo disfruté tanto, lo que les contare me pasó cuando tenia 19 años.

Yo practico el atletismo desde los 8 años e iba muchas competencias en otros estados, pero como en el equipo hay pocos deportistas, la mayoría de las veces viajo solo con el entrenador.

Mi entrenador no era como muchos gordos, y bajitos por ya no hacer ejercicio, Enrique era alto y con un increíble cuerpo, por que hasta la fecha, hacia mucho deporte, tenia un pecho increíble, un abdomen un poco marcado pero rico y lo mejor eran las piernas, sin nada de vello como me gustan.

A él le gustaba que llegando al hotel quitarse la ropa y quedarse en una pequeña tanga lo que a mi me volvía loco, por las noches pensaba en él para poder dormir feliz.

Pero una noche llegando de competir, se desvistió como era costumbre, no pude evitar ver como se quedaba solo en ropa interior y de manera despreocupada se rascaba sus partes que parecía más bien que los estaba acariciando, en ese momento Enrique volteó a verme y se dio cuenta que estaba viendo fijamente sus partes.

En ese momento me asusté y quedé petrificado, mientras que Enrique entró al baño.

Yo no sabia que hacer estaba muy asustado, y así pasaron cinco minutos cuando comienzo a escuchar ruidos raros en el baño, parecía que Enrique se estaba masturbando, y en ese momento me prendí, solo de imaginar ese gran hombre desnudo con su pene en la mano, era hermoso.

Pero después de quince minutos Enrique salió del baño y me llamó: Eric, con que yo te gusto…

Yo no decía nada, luego me dijo: no te preocupes lo que pase ahora no saldrá de esta habitación, verdad. En ese momento no sabía que pensar a que se estaba refiriendo y le contesto: ¿de que estas hablando? Enrique: ya sabes bien a lo que me refiero bebé.

Entonces Enrique se me acercó y me puso su pene dentro de su tanga en la cara y me dijo: disfrútala no cualquiera tiene este privilegio.

Se bajó su tanga y me acercó aún más su pene que estaba mediano para no estar erecto.

Con un poco de dudas metí en mi boca ese pedazo de carne caliente, que poco a poco se fue agrandando, tanto que me atraganté, después de 20 minutos (los más ricos de mi vida), me dijo: cógeme….

En ese momento no sabía que hacer, y después de dudarlo un poco, agarré mi pene y lo comencé a empujar sobre su ano, batallé un poco al principio pero después entró poco a poco.

Nunca había tenido relaciones con un hombre, pero tienen el culo más apretadito que las mujeres, por lo que se disfruta más, comencé con un ritmo un poco despacio.

En ese momento sentí como su dedo empezó a entrar en mi culo, me detuve por un momento y lo vi a los ojos pero él me respondió: no te preocupes duele un poco al principio pero después te va a encantar, con forma aumentaba el ritmo el dedo entraba más hondo y más fuerte, y cuando menos lo esperé ya estaban tres dedos en mi culo.

Cuando logré terminar con él Enrique me dijo: ahora te toca a ti.

Me puso en contra de la cama y comencé a sentir su gran pene pasando entre mis nalgas, después las mordió un poco, para comenzar a penetrarme.

El dolor era tan grande que me quise separar pero no pude por el dolor… poco a poco el dolor bajó y yo me sentía en la gloria, un hombre muy bueno metiéndome su pene para mí era lo máximo…

Su enorme pene entraba y salía de mi culo, mientras yo gozaba y era muy feliz, el dolor ya no lo sentía, solo ese placer de sentir sus huevos contra mis nalgas una y otra vez, y su pene llenarme con toda su carne…

Jadeamos los dos, de pronto se tensó, y entre gritos de placer se vino en mi culo, con un gran chorro de semen… un placer indescriptible el sentir toda su leche dentro de mi, dentro de mi culo… Sacó poco a poco su pene, en ese momento se sentía un gran vacío.

Después de terminar nos besamos apasionadamente toda la noche mientras veíamos en la televisión películas pornográficas gay que él había tra&

iacute;do…

Esa fue la primera y última vez que tuve sexo con él pues ya no lo volví a ver por que renunció… pero esa ocasión tan maravillosa no la olvidaré jamás

Autor: Eric

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

0 votos
Votaciones Votación negativa

Escrito por Relatos spa-astramed.ru

Ahora ya puedes tener tu perfil de usuario en Relatos Eróticos spa-astramed.ru.

Puedes poner una descripción sobre tí y tus gustos, mostrar tu nombre, tu foto y tu correo públicamente para que otros usuarios de la web puedan ponerse en contacto contigo.

Un saludo, El Equipo de editores de spa-astramed.ru

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *